El sosiego acantilado

non mea voluntas

Categoría: PEARL JAM

TESIS DE CHISCÓN

20160818_194245

Desde mi diminuta fortaleza veo pasar trajes que trafican en bolsa,
mientras paseo en faetón junto a Jane por la campiña inglesa.

Docenas de horas que me pagan por simplemente estar
y que yo empleo en decidir qué diablos ser.

Me profetizo arrodillado viendo avanzar la fila de comunión. No hay propósito de enmienda.

No seré Crouchback, escribiré otro personaje.
En renglones torcidos, como siempre he hecho.

Tú eres la medida, lo sé;
pero rehúso estar a la altura.

Sólo puedo prometer
que intentaré no alejarme demasiado.

Que siempre ha de quedar a la vista
la cruz de alguna iglesia.

Anuncios

SAN JOSÉ

Dijo que Dios le había dado unos hijos y unas nietas muy buenos, que no merecía.

Para alcanzar la sabiduría, basta la humildad de aprender las lecciones que va enseñando una vida corriente.

Que Deus che teña no seu colo.

EL CATOLICISMO ES UN ANTIHUMANISMO

En el fondo no hay sino dos religiones: la de Dios y la del Hombre, y una infinidad de teologías.

Escolios a un texto implícito, de Nicolás Gómez Dávila; Atalanta, 2009; pg. 1036.

“Descansaba un rato, de pie a la entrada del garaje; harto de la silla y de tanta preposición alemana. Un barullo de niños al final de la calle llamó mi atención; por lo que llegaba a adivinar una jauría de chavales entre los 10 y los 14 años tiraba piedras a una figura indefinida. Seguí observando la situación, sin tener muy claro lo que estaba pasando; hasta que la indefinida figura empezó a correr calle abajo; tras ella venía el grupo de chavales. Al verme, la figura (que correspondía a la de un hombre de unos 25 años, pero de actitud infantil), corrió a protegerse en mi portal, al tiempo que me decía: Perdone, ¿puede llamar a la policía? Es que me están persiguiendo. Le dije que se metiera dentro y me quedé de pie a la entrada del garaje, con las piernas temblorosas, esperando la llegada de la marabunta. Pero la marabunta, con los nuevos acontecimientos, perdió las ganas de zurrarle al hombrecillo y se marchó, a Dios gracias. El hombrecillo era un poco retardado; además, había bebido bastante del whisky que le habían ofrecido los propios chavales. Se quedó hablando conmigo, mientras se le pasaba el susto; y el mareo. En algún momento de nuestra conversación, le dije: los niños, a ciertas edades, suelen ser muy malos; y él me preguntó: ¿por qué hay mal en el mundo? Creo que voy a hacer la Comunión.

Puedo pasar ratos larguísimos mirando a las palomas. Vida sencilla. Comer cualquier cosa que uno va encontrando por el suelo. Intentar echar un polvete con todas las palomitas que lo rodean a uno. Quitarle los dedos de las patas a picotazos a aquellos congéneres que me molestan. Definitivamente, no sé cuál es la diferencia entre mirar a un palomo y mirar a un hombre.”

Escrito en mi diario el sábado 7 y el domingo 8 de mayo de 2005 (traducido del original gallego).

Calle del Orco

Blog de Literatura. Grandes encuentros

plan zeta

apología de mí mismo

El Rancho de San Ysidro

Peripecias de un aprendiz de campesino

El perfil menos humano

“En aquella idea vaciaba, como en un molde, todo lo bueno que ella podía pensar y sentir; en aquella idea estampaba con sencilla fórmula el perfil más hermoso y quizá menos humano de su carácter”

La saga de Dashiell

non mea voluntas

A Día de Hoy

Señores, si quisiéredes mio serviçio prender/ querríavos de grado servir de mio mester