LA NUEVA POLÍTICA (II)

El Quincemismo Real ya nos mostró lo que podíamos esperar de él. No el asesinato de zares, sino la conquista de la prensa rosa.

A pesar de los histerismos de tantos miembros de la derechona patria, estos personajillos brotados de aquellas jornadas -tan sobrevaloradas-, ni siquiera son capaces de enterarse de los tiros persistentes que se pegan en sus propios pies.

Es probable que este reportaje sea la palada última sobre el ataúd de Podemos.

Pero Dios dirá.