MIENTRAS TANTO BEBEREMOS ALGO

por El Responsable

“-Acaba de sucederme otra vez algo sorprendente -contó Andreas-. Cuando me disponía a cruzar la calle para acudir a nuestra cita, un policía me agarra por el hombro y me dice: Ha perdido su monedero. Y me entrega un monedero que no me pertenece. Ahora voy a mirar qué contiene.

Y mientras decía esto, sacó el monedero y descubrió en él diversos papeles que no le afectaban lo más mínimo, y también dinero. Contó los billetes, que sumaban exactamente doscientos francos.

-¿Ves? -exclamó Andreas-. Es la señal de Dios. Ahora voy y cancelo definitivamente mi deuda.

-Pero para esto -insinuó Woitech- tienes tiempo hasta que termine la misa. ¿Para qué necesitas la misa? Durante la celebración no puedes pagar nada. Acabada la misa te diriges a la sacristía, pero mientras tanto beberemos algo.

-Claro, como quieras -aceptó Andreas.”

La leyenda del Santo Bebedor, de Joseph Roth; Anagrama, 2001; pg. 84.

'La gran implosión', de Nick Alm (2014)

‘La gran implosión’, de Nick Alm (2014)

Advertisements