Y GALGO CORREDOR

por El Responsable

El galgo se lanzó a correr junto a mí
unos breves segundos.

Corrimos juntos
unos breves segundos
a la vera del río.

Corríamos juntos
y el galgo parecía gozar
conmigo
unos breves segundos
por una llanura eterna.

Se acabó el tiempo juntos.

Volvió el ruido del tráfico
atascando los puentes sobre el río.

Seguí corriendo solo
sobre el cemento.

Anuncios